El rock, el tango, la música clásica y la danza se fusionarán en un concierto con la Orquesta Filarmónica de Bogotá, que con sus instrumentos acústicos hará un híbrido entre distintos estilos y culturas. Este reto musical, que estará bajo la dirección del suizo Stefan Lano, se llevará a cabo este viernes y sábado, en el Parque de la 93 y en el auditorio León de Greiff, respectivamente.

Obras del compositor y bandoneonista argentino, Astor Piazzolla serán las encargadas de abrir esta gala. La primera de ellas será Milonga del ángel, que narra las historias de sanación de un ángel a los espíritus de los habitantes de una zona de Buenos Aires. Esta melodía llama la atención de las audiencias, pues evoca la cultura que encierra el género musical insigne del país “gaucho”: el tango, que en esta ocasión se mezcla con música clásica y jazz.

Continuando con esta corriente musical, la OFB deleitará al público con Libertango, otra pieza de Piazzolla, cuyo valor agregado está en que sus sonidos hacen alusión del rock. De hecho, se dice que esta composición simboliza la ruptura entre el tango tradicional y el nuevo tango.

La sorpresa de la gala llega por cuenta de Viola, Tango, Rock Concerto de Benjamin Yusupov, una obra que rompió con todos los esquemas por su puesta en escena, su innovación sonora y la combinación de géneros musicales. Su protagonista será Aníbal Dos Santos, primera viola de la Orquesta Filarmónica de Bogotá, quien como solista invitado tiene el reto de llevar al auditorio por un viaje lleno de mestizajes, colores y distintas sensaciones.

De acuerdo con Do Santos, esta pieza se compone de seis movimientos. Los dos primeros tienen un estilo formal y convencional de un concierto para viola; sin embargo, es en el tercer movimiento cuando el esquema tradicional se rompe por completo con sonidos de rock metálico. “En este momento del repertorio, el público se sentirá en un verdadero concierto de rock, pues la música, el juego de luces y el uso de instrumentos como la viola eléctrica y la batería se mezclan para crear esta sensación”, dice Dos Santos.

En el cuarto movimiento el artista retoma la viola tradicional y se vive la parte más dramática del repertorio, que, en general, busca mostrar la tristeza y desesperanza que hay en el mundo, pese a estar inmerso en una modernidad que facilita todo.  En el quinto movimiento se da una transición de sensaciones, pues el tono sube por cuenta de los sonidos orquestales en los que desaparece el solista.

Finalmente, en el sexto movimiento el tango se toma las melodías. Y es acá donde se genera la mayor sorpresa para el auditorio, pues el solista bailará tango con Gina Medina, catalogada como una de las coreógrafas y productoras de espectáculos de danza más importante del país. “Este es un gran concierto en el que el público no querrá perderse ningún detalle”  puntualiza Aníbal Dos Santos

Stefan Lano  Director invitado
Integrando su carrera como compositor y director Stefan Lano se ha posicionado como un apetecido artista en conciertos de música contemporánea y óperas de fin de siglo. Nació en Worcester, Masachussetts, pero actualmente tiene nacionalidad suiza. Después de completar sus estudios de música con Richard Hoffman en el Oberlín Conservatory of Music y de biología en la Universidad de Oberlín, obtiene un doctorado en Composición y Filosofía en la Universidad de Harvard. Continúa sus estudios de dirección y composición en Berlín, en la Hochschule de Künste e inicia su carrera como director en la Ópera de Graz en Austria. En los años 80 perteneció formalmente a la Vienna State Ópera y en 1988 fue invitado por el maestro Lorin Maazel como director asociado de la Orquesta Sinfónica de Pittsburgh, donde trabajó tanto en el área sinfónica como operística.

Dónde y Cuándo
Viernes 16 de septiembre en el Parque de la 93, 7 de la noche, con entrada libre. Sábado 17 de septiembre en el auditorio León de Greiff, 4:00 p.m. Boletería en taquilla del auditorio.